ISO 26000:
 Derechos Humanos
Grupos de interés:
 Grandes empresas
Sectores:
 Alimentación y Bebidas

Alquería la empresa colombiana de lácteos que contribuye al progreso de las comunidades de su entorno con educación

Entrevista a Adriana Velásquez, Directora de Sostenibilidad y Sociedad de Alquería.

14-03-2023
Adriana Velásquez, Directora de Sostenibilidad y Sociedad de Alquería.

Alquería es una empresa colombiana de alimentos que produce una amplia gama de productos lácteos desde hace seis décadas, poniendo énfasis no solo en la responsabilidad social de sus acciones sino también en la sostenibilidad de sus operaciones y la sociedad.
 
“Nosotros cuidamos mucho los rasgos culturales, lo que somos; tenemos un propósito superior y es que nutrimos el futuro de Colombia transformando sueños en realidades, es lo que nos une y permite saber para qué nos levantamos todos los días para ir a trabajar”, destaca Adriana Velásquez, Directora de Sostenibilidad y Sociedad de Alquería.
 
Alquería fue la primera compañía del rubro lácteo en llevar la leche UHT (esterilizada a ultra alta temperatura) a los hogares colombianos, es una marca muy apreciada en su país.
 
“Fundada por el profesor Jorge Cavelier, es una compañía que nació con el lema “una botella de leche, una botella de salud”, hoy más de 60 años después entendimos que nacimos con un propósito más allá del financiero, es algo que nos llena de orgullo y emoción, porque desde el inicio ya sabíamos que no nacíamos solamente como un negocio”, señala Adriana Velásquez.

Sostenibilidad y responsabilidad social

Alquería también es una empresa B, social y ambientalmente responsable. “Es un proceso bastante riguroso, para nosotros nos demoró tres años más o menos el proceso de certificación, pero nos hace sentir muy orgullosos ser una empresa B”, subraya Velásquez.
 
Asimismo la compañía ha desarrollado múltiples programas de responsabilidad social, el primero está relacionado con la educación, capacitando y mejorando la formación colegial y técnica de los jóvenes.
 
Por ello, hace 12 años, ante el interés de los fundadores de la compañía, se creó la Fundación Alquería Cavalier, para mejorar la calidad educativa de los colegios públicos en las regiones de Colombia.
 
Por ejemplo, el municipio de Cajicá con apoyo de la Fundación, tiene uno de los mejores estándares de educación pública en bachillerato con buenos resultados.
 
“Son muchachos que hoy acceden a programas becados en las mejores universidades, en la (Pontificia Universidad) Javeriana, en la Universidad de los Andes, incluso hay jóvenes que se han ido a estudiar fuera del país” destaca.
 
Otro de los programas en el ámbito de la educación, está en el apoyo que brindan para el desarrollo de los hijos de los campesinos colombianos, como técnicos agropecuarios para que así eleven su productividad, ingresos económicos y mejoren su calidad de vida.
 
Otro programa que tienen es “Vaca madrina” enfocado en la asistencia técnica para que los ganaderos incrementen la productividad en sus fincas y a la vez se realicen reforestaciones.
 
Alquería también tiene un compromiso con la reducción de sus emisiones de carbono, a fin de reducirla no solamente en sus propias operaciones, sino en la cadena productiva que tienen.

Reciclaje

Otra iniciativa que llevan adelante es el reciclaje del plástico, porque el 93% de este material en Colombia se va a los rellenos sanitarios y termina en las fuentes de agua, por la falta de capacidad de reciclaje, comenta Adriana Velásquez.  Para ello, han reducido la cantidad de plástico en el empaque de sus productos y también contribuyen al reciclaje de sus envases de plástico.
 
“El año pasado recogimos el 55 % del plástico que pusimos en el mercado. Y este año vamos a recoger el 100 % del plástico en una alianza que tenemos con la Asociación Nacional de Recicladores. Es una alianza espectacular que también nos enorgullece mucho porque está lejos de ser asistencialista”, explica.
 
Finalmente, señala que Alquería tiene un plan de trabajo para que sus ganaderos puedan producir con una menor emisión de metano de sus vacas, a través de la  alimentación del silvopastoreo, e incluso los ganaderos pueden vender bonos de carbono al contribuir a la reducción de estas emisiones.

Escucha la entrevista completa en nuestro podcast Corresponsables.